agenda1
noticias1
 killka1
 radio1
 enlaces1
 contacto1
 ingreso1

 

logo


4

Consulta previa en el Cantón Nuevo Rocafuerte

 

Con una elegante invitación dirigida por la SHE a todas las autoridades locales y presidentes de las comunas del Cantón Aguarico se invitó a una asamblea general el día 26 de Noviembre del 20l3 en la cabecera cantonal de Nvo. Rocafuerte.

Concurrieron no más de 50 personas. Fue notoria la inasistencia de las autoridades locales y comunitarias. El evento carecía de interés y no se presentaron propuestas o alternativas de parte de la Secretaría que concurrió con personal muy joven y carente de información.

A la ronda de preguntas que siguió se contestaba con la lectura de la propuesta del Estado sobre el ITT que aparecía en pantalla. Así transcurrió una sesión de hora y media escasa para un tema constitucional tan importante y tan caro: Se habla de hasta $ 200.000 para esta campaña. Se han mantenido en 11 comunas del Cantón sesiones permanentes:

.Oficinas de consulta permanente.

.Oficinas de consulta itinerante.

.Audiencias públicas.

.Asambleas generales de retroalimentación.

.Centros de información pública.

Pocas cosas se decían en esas reuniones comunitarias, sino lo dicho para confirmar la propuesta estatal o para despistar a la ciudadanía. Se dijo expresamente que habría sísmica 3D. Con ello se desvirtúa otra de las propuestas tan bulladas del gobierno que “solo se afectaría el l x 1000 del Parque Yasuní”: Las potentes explosiones de pentolite van a acabar con el encanto del ITT, la vida del subsuelo y la riqueza ictiológica de sus cientos de lagunas. Será hollado por brigadas de trabajadores cada metro del Parque para abrir las trochas. Van a volar cientos de ruidosos helicópteros y grandes canoas penetrarán por los ríos Napo, Tiputini y Yasuní.

La apertura de decenas de campamentos volantes. La puesta en marcha de un gran puerto de l5 hectáreas en la comuna Puerto Miranda y la carretera que lo unirá al pozo Tiputini. Ampliación de plataformas y la construcción de la gran Unidad Petrolera, con su ciudad satélite,  para la mezcla y licuación de crudos para que puedan ser bombeados a la planta central del Edén, a través de un oleoducto doble, de ida y vuelta, de unos l00 kms de distancia y que atraviesa 7 comunas kichwas del Cantón… Nada de fechas y planes posteriores. Nos Vienen y nos invaden. Nadie dice nada. Casi como el fin del mundo del que no se sabe ni el día ni la hora ¡Pero que se da la explotación, se da!

La gente se siente decepcionada, amedrentada y silenciada. Algunos pocos mestizos y dueños de barcos y canoas esperan cosechar en estas aguas obscuras. Los que ayer estaban en contra de la explotación hoy están a favor, sobre todo si han conseguido un puestecito de trabajo en hidrocarburos o contratos en la compañía.

Las inspiradas palabras con las que describen la virginal ecología del Yasuní suenan a engaño ciudadano y no tienen eco ni significan nada, más bien deprimen. La gente conoce los estragos del petróleo. Hace pocos meses les tocó soportar un derrame petrolero, sucedido en Coca que contaminó todas las comunas  del río Napo y pasó al Perú. Es un puro descaro oír que el ejercicio de la consulta previa, libre e informada es la muestra de la esencia del diálogo democrático del pueblo.

Las comunidades indígenas se van acostumbrando. No tienen palabra ni  pensamiento conexo. Su comprensión sobrepasa a las mentes más retorcidas. Entre el l3 de Noviembre al l7 de Diciembre fue una verdadera fiesta de la “consulta previa” que recorrió en caravana todas las comunas y poblados del cantón: se hablaba de pájaros, animales peces e insectos, trabajo, sueldos y bienestar. En la consulta previa hay una sola palabra, naturalmente “¡tu palabra vale!”, un auténtico diálogo democrático: ¡El Estado habla! pero de sus planes de exploración y explotación de los recursos no renovables en medio de un derroche de propaganda repartida a granel.

Se pretendió hacer un discurso oficial con el que se disimulaba una información de doble sentido que violentaba, confundía y dividía a las comunidades, hecha por personal del Estado de la Secretaría Nacional de Hidrocarburos. Según la declaración de la OIT, la consulta se hace por las propias instituciones representativas, en asambleas comunitarias de consenso y a través de mandatos asamblearios. Al gobierno ecuatoriano se le ha exhortado a que respete los sistemas parlamentarios de cada nacionalidad.

Una vez hecha la propaganda, ha amainado por ahora, la ola artificial levantada por la SHE referente a la “consulta previa” en las comunidades del río Napo sobre la explotación del Yasuní ¿Qué pasará después? Todo el mundo espera en silencio. Los cambios en la política petrolera han bloqueado la vida normal, “ahora, lo más normal de las comunidades es que todo sea anormal”. Están inundadas de promesas y de un futuro de bienestar que se resiste a llegar y que lo ven contradictorio. Artos de todo tipo de carencias psicológicas y el miedo a quedar sin nada, inoculados por los relacionadores comunitarios, paraliza cualquier intento de oposición a las empresas y de conquistar el control de su organización y territorio que han quedado en manos de los capataces y las compañías.

Han sido unos meses frenéticos de visitas, comidas y agendas, de horarios comunitarios apretados, de deslizadores repletos de personal de hidrocarburos con sus cascos blancos, que suben y bajan las aguas del Napo y atracan en las comunidades. Futbolísticamente hablando ha sido un “marcaje de hombre a hombre” de los relacionadores comunitarios a los dirigentes. Todo un sainete social, una cacería de firmas, un carrusel de sueldos y trabajo que solo duró seis (6) meses, de bienestar y progreso. La consulta previa es “una apuesta creativa al petróleo” dice la propaganda.

Uno de los aspectos más negativos de la comunicación Estado-sociedad marginada es la falta de voluntad de diálogo; por eso se evita la consulta informada. La falta de diálogo destruye la autoestima personal y social, genera conflictos sociales que ameritan una solución policial de represión y sometimiento. Cuando la autoridad evita la información clara y no quiere transmitir su visión de la realidad, aborrece el diálogo y no escucha, oculta la verdad o dice verdades a medias,  instituye el insulto y la chabacanería para comunicarse con  el pueblo.

Es un gran problema en la población y comunas del río Napo: Son varios los temas constitucionales a consultar: Petróleo, ecología, megaproyectos del Estado, circunscripciones territoriales indígenas… Son situaciones que se prolongan y cuyo conocimiento se evita. Se espera un diálogo con los distintos sectores y autores para una elemental gobernabilidad. La concretización, el consenso y el proceso son complicados, demoran y pueden desgastar, pero los resultados son sustentables, duraderos y tienen impacto social. En el Cantón Aguarico, de gran pobreza sociológica, no se practica el diálogo en ningún aspecto. Se subsiste, obligados, asistidos por el paternalismo y sin tener una opinión, se adolece de marasmo mental. No hay sintonía con la autoridad. Por eso la tendencia es la realización del proyecto en soledad. Es más fácil gobernar solo y por decretos.

Se necesita saber hacia dónde van los procesos que se implementan de la noche a la mañana. No se trata de echar marcha atrás,  sino que se sepa hacia dónde se va. No es la cultura del conflicto, la cultura de la confrontación la que constituye la convivencia de las comunas indígenas, sino la cultura del encuentro, del diálogo, y del respeto al otro.

Achakaspi

1703999019


VisitasVisitas1274330

Teléfono 593 (06) 2880501 (02) 2257689 •  info@vicariatoaguarico.org

twitericon facebookicon googleicon
vicariato1
comisiones1
 documentos1
 vocaciones1
 formacion1
 aleines1
 cce1